Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia, personalizar y analizar tu navegación, mostrar publicidad y anuncios basados en tus intereses.
Si sigues navegando, consideramos que aceptas su uso. Para cambiar la configuración u obtener más información entra en Política de Cookies.

Fermer
  • La filosofía

    La vie est belle. Elija cómo vivirla.

    "La vie est belle", es el manifiesto de la nueva fragrancia Lancôme.
    "La vie est belle" emana la simplicidad de la verdad y la sinceridad, ese famoso y radiante "je ne sais quoi" que va más allá de la belleza.
    Si "La vie est belle" es porque la hemos elegido así, pero también porque la hemos deseado.
    No hay una obligación impuesta. Se trata de elegir lo que es mejor para cada uno. Cada cual busca su propia felicidad y la compone a su manera. Es entonces cuando la vida se vuelve más bella. Mi vida es bella porque la he elegido así.
    "La vie est belle" es el mantra de la nueva era.
    "La vie est belle" embellece la vida.

  • La fragancia

    Una esencia llena de alma y luz

    Por primera vez, tres de los más grandes perfumistas franceses han unido sus talentos para elaborar una fragancia excepcional: Olivier Polge, Dominique Ropion y Anne Flipo.
    Su manifiesto olfativo: crear el primer iris apetitoso femenino. Atreverse a romper los códigos para inventar una firma olfativa casi inclasificable, entre luz y sombra.
    Para ello, optaron por la fuerza de la sencillez. Una fragancia "quintaesencial" cuya firma está compuesta únicamente por 63 ingredientes para que cada uno se exprese plenamente. Less but better. Un ejercicio tan complejo que ha necesitado al menos 5521 versiones y tres años de trabajo antes de que el alma y la luz eclosionaran.
    Un equilibrio sencillo en el que se mezclan la noble rareza del Concreto de Iris, la feminidad del Absoluto de Flor de Azahar y el Absoluto de Jazmín Sambac, la profundidad exaltada de la Esencia de Pachulí y las delicias infantiles de un faceta apetitosa.
    Auténtico concentrado de lujo, "La vie est belle" contiene cerca de un 50% de ingredientes naturales*, una dosificación que apenas se alcanza hoy día en perfumería.

    *Valor del 8,9% en volumen.

    Para iluminar e intensificar este corazón floral, se han añadido unas notas de Jazmín Sambac y de Flor de Azahar de Túnez, en forma de los más sublimes concentrados.

    Por fin la sonrisa, la faceta azucarada y apetitosa, el destello inesperado. Como un algodón de azúcar hecho de notas de Vainilla, Haba Tonka, Praliné, Grosella y Pera, llega para envolver estas refinadas esencias y ofrecerles una infantil inocencia.

    La columna vertebral de la fragancia, el Iris, ha sido reinventado para que adquiera mayor amplitud. Éste se expresa generalmente en el corazón, pero en este perfume se expande de manera inédita, de la primera a la última nota. Una dosificación precisa que mezcla la profusión de un concentrado de Iris Pallida de Florencia, uno de los ingredientes más escasos y preciosos de la perfumería, con un aura de irona, envueltos en la voluptuosidad del aldeído Iris.

    Se fraccionó la excepcional esencia de Pachulí Indonesio para conservar únicamente su quintaesencia, la fracción más pura, el "corazón del pachulí" como lo denominan los perfumistas, para que exalte toda su fuerza, su poder y su profundidad.

    Para iluminar e intensificar este corazón floral, se han añadido unas notas de Jazmín Sambac y de Flor de Azahar de Túnez, en forma de los más sublimes concentrados.

  • Julia Roberts

    La embajadora

    Si la belleza con alma es por esencia indefinible, Julia Roberts podría ser su perfecta encarnación, la primera en la que pensaríamos, su más evidente embajadora.
    Los comités de sabios, reunidos para redactar los diccionarios de referencia, podrían simplemente imprimir su nombre como primera entrada de "feminidad". También podrían imprimirlo en la entrada "sonrisa", añadiendo simplemente: véase Julia Roberts. También en la entrada de "realización".
    Uno por uno, ella ha encarnado a todas las mujeres en los diferentes papeles que ha interpretado. ¿Cuál es el punto en común de una trayectoria tan atípica? La sinceridad. El compromiso. La libertad de elección, el rechazo a una carrera prediseñada. Una manera única de abrazar todos los papeles.
    "La vie est belle": y ¿quién sino que esta personalidad luminosa podía transformar esta promesa, la libertad para ser una misma y para escoger su propia vida, en una declaración de felicidad?

  • La película

    El manifiesto de una nueva era

    Aclamado por su dominio de la luz y los colores, unánimemente reconocido por la pureza visual de sus imágenes, el director Tarsem Singh firma la película "La vie est belle". Una declaración genuina al mundo.
    No es una velada como las demás. Los invitados se agolpan. La feria de las vanidades en su máxima expresión. De pronto, ella se abre paso entre la gente. Sólo se la ve a ella. Al pasar frente a un espejo, se para y la expresión de su rostro cambia. En su mirada se traduce la sorpresa de quien ha descubierto la realidad... en las muñecas de todos los invitados advierte los hilos de strass que guían sus más mínimos movimientos. Sin embargo, nadie es consciente de estar siendo manipulado. Ella descubre entonces esos mismos hilos en sus propias muñecas. Con un gesto airoso y esbonzado una sonrisa, se deshace de ellos para encontrar su felicidad. Seguir su curso. Eligiendo su propio camino...

  • Le sourire de Cristal

    La felicidad capturada en un frasco

    ¿Y si la felicidad pudiera capturarse en un frasco?
    En 1949, Armand Petitjean, fundador de Lancôme, pidió a su director artístico Georges Delhomme que realizara un frasco que simbolizase el aura de las mujeres.
    Georges Delhomme dibujó finalmente la quintaesencia de la felicidad: como si la gracia de una sonrisa se dibujase en el cristal. Un frasco que ha permanecido durante mucho tiempo en los archivos de la Casa Lancôme...
    Denominado "Le sourire de Cristal" (“La sonrisa de cristal”), 63 años más tarde encuentra todo su sentido con "La vie est belle".
    Ha sido reinterpretado con una estética decididamente contemporánea. Ha hecho falta más de un año para lograr lo imposible y resolver la cuadratura del círculo: la impronta redondeada de una sonrisa puesta en el centro de un cubo de cristal. El último toque de refinamiento: un lazo de organza gris perlado se anuda alrededor de su cuello como dos alas de libertad.

  • Móvil

    Declare que La vida es bella

    La vie est belle es más que un perfume, un frasco o incluso un sueño; por encima de todo, representa una convicción. Un punto de vista del mundo que nos rodea. La aplicación de La vie est belle le invita a crear su propia obra de arte haciéndose una foto suya o de sus amigos, y declarar que La vie est belle con preciosas tipografías. Descárguese la aplicación y comparta su obra de arte.

    QR code

    Utilice el lector de códigos QR de su teléfono y escanee este código

La vie est belle

Receive your sample

Lancôme offers you a La vie est belle sample.
Receive your free sample by filling in your details below:

  • Title*
  • * Mandatory fields

La Vie est Belle